Portada


TAU CERÁMICA

Entrevista a Querejeta
Todo un clásico
(por Juanma Iturriaga)
La afición
Dos equipos españoles
en la fase final
 

OPINIÓN

A la tercera, la vencida
Mario Scola
Gershon, todo un carácter
David Blatt
Vivir el momento
Paco Torres
Llegar ya es un éxito
Jordi Villacampa
Con la piel de gallina
Roberto Gabini
 

FOTOS

El TAU calienta motores
 

GRÁFICOS

Las semifinales
El camino a la gran final
Palmarés de la Euroliga
 

FORO

Deja tus mensajes de ánimo para el TAU
 
TAU CERÁMICA / LA AFICIÓN

Confianza ciega

Muchos aficionados baskonistas tenían cerrado su viaje a la capital checa, sin esperar a que se clasificara el TAU

BEATRIZ LÓPEZ / VITORIA


Cantón y sus amigos ven al TAU en la final. / J. Rodríguez
Alvertis yerra un triple en la última posesión del Panathinaikos en el duelo épico del OAKA del pasado día 12 y el TAU cierra el billete para Praga, su segunda cita consecutiva con los grandes de Europa. En ese instante, muchos seguidores azulgranas degustaron el sabor del enorme triunfo de Atenas ¡cómo no! y también celebraron el éxito de unas previsiones muy atinadas. No en vano, muchos de los más de 1.500 seguidores azulgranas que acudirán en persona al polivalente Sazka Arena cerraron sus viajes con antelación; desde diciembre algunos casos. En aquel momento no sabían si el TAU se clasificaría o no; lo primero era asegurarse el desplazamiento. Faltaba el premio gordo: que acudiera el Baskonia. Y se cumplió.

Algunos de estos aficionados cuentan cómo se las ingeniaron para no vivir las prisas del último momento, ahorrar bastantes euros en el desplazamiento y asegurarse su plaza en el espectacular Sazka Arena.

EQUIPO UPV ÁLAVA
Cerró el viaje a primeros de diciembre
"Nos ha dado tiempo a ahorrar"

Fiel reflejo de los buenos resultados que otorga la anticipación es el equipo del UPV Álava y gran parte de culpa la tiene el entrenador, Ibon Navarro. A principios de noviembre, cuando comenzaba una nueva andadura de la Euroliga, él tenía claro que acudiría a la 'Final Four' de la capital de Chequia. Además, con el aliciente de que esta vez todo parecía establecido para que así fuera. El destino había querido que las fechas coincidieran con los festejos de San Prudencio. No había excusas. El míster hizo extensibles sus planes al resto de la plantilla y ocho de sus componentes y ex jugadores se sumaron a la aventura. Entre otros, Manu Fernández, Markel Ortiz de Murua, Iker Garaialde, Jon Haritz Ruiz de Gordoa, Raúl Viloria, José Ramón Fuertes e Iker Izarra. "Hubiésemos ido igual, pero mejor que esté el Baskonia. En un torneo así está asegurado el buen baloncesto", reconoce Mikel Pérez, el capitán.

La plantilla del UPV Álava cerró el desplazamiento a Praga a principios de diciembre y confía en las posibilidades del TAU en esta cita. /Igor Aizpuru
A principios de diciembre ya estaba todo cerrado, el alojamiento, los abonos y el vuelo, fundamental. Sólo quedaba esperar. "Encontrar en estas semanas un vuelo ha sido una odisea para otros aficionados que también van por su cuenta", confirman. Su desembolso se sitúa cerca de los 400 euros. "Nos ha dado tiempo a ahorrar", bromea la plantilla, que a excepción del técnico, debutará en una Final a Cuatro.

Como buenos seguidores y conocedores del deporte de la canasta, la principal apuesta del grupo recae en un nuevo duelo entre el TAU y el CSKA y hay quien advierte de que será la cita de Navarro y Erdogan. "A ver si se nos pega algo y tomamos buena nota", ironizan. De momento, el conjunto ha tenido que mover de fecha la última jornada de su torneo -militan en Primera Nacional- porque coincide con su estancia en Praga. Saben que la oferta de ocio y cultura de la ciudad da para mucho y han elaborado con minuciosidad las rutas. "La fiesta seguro que no falta", detallan.

ALBERTO CANTÓN Y CUADRILLA
Viajes, abonos y hotel por 400 euros
"Ha salido todo perfecto y lo saboreas más"

La experiencia europea de Alberto Cantón y su cuadrilla está ligada a la de los componentes del UPV Álava. En términos baloncestísticos se puede decir que viajan 'de rebote'. De rebote gracias a José Ramón Fuertes. El ahora ex jugador del combinado alavés les propuso sumarse a la expedición y cerrar el viaje con antelación, allá por noviembre. "Pensamos que podía ser una buena idea. Así que hemos seguido con más atención los partidos del TAU y el último, frente a Panathinaikos, fue la leche. ¡Qué sufrimiento!", expone Alberto, que viajará con sus amigos Jesús Hermoso, Eduardo Barranco e Ignacio Juanche.

Reconoce que "sabe mejor" contar con el abono desde hace meses. "A nosotros nos ha salido por 100 euros y en total del viaje no son más de 400 euros. Habrá gente que pague el doble. Ha sido perfecto", señala. "Es como si nos hubiera tocado la lotería, la anticipación ha tenido premio". Por lo menos así lo creen algunos compañeros de trabajo de Alberto Cantón, que no pueden evitar una "envidia sana". "Se cumplieron los mejores augurios y a medida que se acerca la fecha hay quien me dice: 'nos vas a echar en cara que te ha salido bien'. Y es que lo saboreas más", describe Cantón.

Praga servirá también de punto de encuentro, porque los dos grupos de seguidores son conocidos y el torneo les hará estrechar lazos porque compartirán dos apartamentos alejados del centro. "Lo pasaremos bien". Es la primera vez que se desplazarán al extranjero para respaldar al Baskonia y confían en que se haga con el título más preciado.

GRUPO DE CRISTINA GÓMEZ
Consiguieron el viaje a finales de marzo
"Al TAU ya le toca ser campeón"

Cristina, Juan Luis, Nines, Pilar y Hermógenes estarán en el Sazca. / Igor Aizpuru
Lo mismo que quiere hacer Cristina Gómez. Ella ha sido la responsable de organizar el viaje de otros cinco aficionados, entre los que se encuentra su hija Tamara, que va a "hacer turismo". "Seguro que al final ve algún partido", adelanta. Apuró algo más los plazos, pero concretó el desplazamiento sin saber si estaría el combinado azulgrana. Fue a finales de marzo y aún esperaba el equipo de Obradovic. Ya quedaban menos abonos porque los seguidores del Maccabi -cerca de 9.000-, han arrasado. "Habrá que gritar más que los amarillos para que se note que estamos", relata. Su desembolso supera los 500 euros. "Espero verle coger la Copa", augura. Y es que Cristina, socia desde hace veinte años -"cuando era el KAS y jugaba en Mendizorroza"-, conoce lo que son las grandes citas del palmarés del Baskonia. Estuvo en Lausana'94 y en Estambul'95. "Me quedé con las ganas de ir a Moscú, pero..." En todos esos casos el TAU acabó como subcampeón; es decir "que ya le toca". "Regresamos el día 1 y hacerlo con el título sería un puntazo", asegura.

El mapa de Praga es indispensable en las maletas para aprovechar el poco tiempo libre que dejen las sesiones del Sazka. Para Mercedes Echeverría, Nines Íñigo, Pilar Pérez de Mendiola, Hermógenes Lozano o Juan Luis Urbina, sus compañeros de expedición, lo mejor de este viaje es el ambiente. "La tensión e intensidad aumentan muchísimo, aunque espero que no nos maten a disgustos", dice confiada.

© Copyright EL CORREO DIGITAL, S.L.