MEDIO AMBIENTE. EL CORREO DIGITAL
 
| portada | 
MEJORA AMBIENTAL
Agendas Locales 21
PLAN DE ACTUACIONES
Playas de Vizcaya
Litoral cantábrico
Gestión del suelo
AGUA
Infraestructuras
hidráulicas 2005
Nuestra ría
Consejos para reducir
su consumo
RESIDUOS
Datos en Vizcaya
Garbigunes
Aprovechamiento
Envases
ENERGIA
Energía renovable
Gas natural
Consejos ahorro





 
ENERGÍA / GAS NATURAL
Apuesta por el gas natural y las centrales de ciclo combinado


Vista aérea de las centrales Bahía de Bizkaia Gas y Electricidad.

Otro de los objetivos que contempla el Plan Energético para 2010 es la progresiva sustitución de los derivados del petróleo por el gas natural en la generación de energía primaria. Este giro se completará con el cierre de las centrales térmicas de Santurtzi y Pasajes y la construcción de una nueva central de ciclo combinado.

El gas natural seguirá ganando terreno en los próximos años en detrimento del carbón y de los derivados del petróleo, según establece la Estrategia Energética Vasca 3E-2010. El objetivo es lograr que esta fuente genere el 52% de la energía primaria dentro de cinco años -frente al 29% que representaba en 2003-, con lo que Euskadi sería líder en la utilización del gas natural, tal y como expuso la consejera de Industria, Ana Aguirre, en la presentación de este plan.

El gas no sólo será protagonista en el consumo energético, sino que también jugará un papel fundamental en la generación de energía eléctrica a través de las centrales de ciclo combinado de gas y electricidad. La gran eficiencia que están demostrando tener estas centrales ha conseguido que el Gobierno vasco se haya decidido a abrir una nueva central de estas características, aunque todavía no se sabe cuál será su ubicación. Al mismo tiempo, pretende cerrar las centrales térmicas convencionales que mantiene Iberdrola en el País Vasco. Si se cumplen las estimaciones previstas en el Plan Energético, Euskadi pasará de importar el 73% de la energía consumida en 2000 a lograr el autoabastecimiento en 2010 e, incluso, a exportar un 14% de electricidad.

Ciclo combinado

El ciclo combinado a gas natural y vapor de agua está considerado como uno de los más eficientes. El proceso térmico es de alta eficiencia, en concreto superior al 55%, un 20% superior a los ciclos individuales. Otras ventajas consisten en que su impacto ambiental es bajo y los costes de inversión son menores.

El panorama energético está cambiando con rapidez desde la apertura en 2003 de las centrales Bahía de Bizkaia Gas y Electricidad. Ubicadas en el Puerto de Bilbao, la planta de gas mejora el sistema de abastecimiento de gas natural dentro de la comunidad autónoma. Una parte del gas generado se destina al consumo de viviendas, comercios e industria, mientras que el resto se destina a la generación de electricidad en su planta gemela de ciclo combinado.

Bizkaia Energia también utiliza el gas natural como combustible. La central ubicada en el polígono industrial de Boroa (Amorebieta) se encuentra en fase de pruebas y está previsto que produzca 750 megawatios de electricidad.

El panorama energético está cambiando con rapidez desde la apertura en 2003 de las centrales Bahía de Bizkaia Gas y Electricidad. Ubicadas en el Puerto de Bilbao, la planta de gas mejora el sistema de abastecimiento de gas natural dentro de la comunidad autónoma. Una parte del gas generado se destina al consumo de viviendas, comercios e industria, mientras que el resto se destina a la generación de electricidad en su planta gemela de ciclo combinado.

Bizkaia Energia también utiliza el gas natural como combustible. La central ubicada en el polígono industrial de Boroa (Amorebieta) se encuentra en fase de pruebas y está previsto que produzca 750 megawatios de electricidad.

Una energía limpia y natural

El gas natural es la energía más limpia de todos los combustibles sólidos. Su combustión emite a la atmósfera menos dióxido de carbono que el carbón o el petróleo, por lo que contribuye a la disminución del efecto invernadero, según informa Naturcorp. Asimismo, tampoco genera cenizas, polvo ni residuos. En su origen, el gas natural se encuentra en yacimientos subterráneos. Su formación se debe a un lento proceso de descomposición de algas y vegetales en el fondo de los océanos y lagos.