Presidentes históricos

PORTADA
Noticias
CANDIDATURAS
Fernando Lamikiz
Javier Uria
ELECCIONES 2001
Jornada electoral
La polémica
Choque de estilos
Athletic 2000-2001

Noticias
La campaña se calienta

Uria y Lamikiz acentúan sus mutuas acusaciones sobre un presunto desapego a la filosofía del Athletic

IGNACIO MEDRANO. BILBAO.

Cuando la campaña del Athletic apenas ha completado la primera de sus cinco semanas y media de duración, corre el riesgo de enquistarse en una discusión estéril, centrada más en las palabras que en las obras o reducida a un intercambio de críticas que impide entrar en el análisis de los problemas de fondo. Claro ejemplo de ello fue la jornada de ayer, un día en el que Javier Uria y Fernando Lamikiz hablaron más del adversario electoral que de sí mismos.

El empresario de Zeberio se reafirmó en unas declaraciones que ya realizó el lunes, en Tele 7, al asegurar que Lamikiz, con quien coincidió durante cuatro años en la directiva del Athletic, se mostró en ocasiones partidario de fichar jugadores extranjeros. «Lo que comenté está ahi. Hay gente que puede corroborarlo en sus entornos y tampoco creo que haya que darle más importancia. Él sabe perfectamente lo que piensa de la filosofía y lo que ha dicho en más de una ocasión», comentó Javier Uria en referencia a su contrincante.

Lamikiz replicó después. El abogado de Busturia enfatizó que él no ha sido «absolutamente nunca» partidario de contratar jugadores extranjeros y aseguró que Uria «se ha puesto nervioso». En este sentido, acusó a su contrincante de haber introducido en una parte de su programa la posibilidad de fichar futbolistas de otros puntos de España, «mientras que nosotros decimos clarísimamente ‘no’ a los jugadores que no sean vascos».

En definitiva, ambos candidatos intentan presentarse como el más fiel garante de las esencias deportivas del club. Así ha sido desde que Uria arrancó su carrera hacia Ibaigane con unas declaraciones en las que se mostraba dispuesto a extender por toda España la red de ojeadores para captar jóvenes valores rojiblancos. Desde entonces, ha matizado sus palabras en repetidas ocasiones y ayer volvió a hacerlo, al tacharlas de «desafortunadas»: «No dije nada que no se haya hecho siempre en el club, pero me expliqué mal. Sólo traeré a chavales que encajen dentro de la filosofía del Athletic. Bajo ningún concepto voy a cambiar la tradición», reiteró.

Para Uria, nadie que le conozca puede dudar de sus intenciones. «Tengo claro que Fernando está intentando utilizar este tema como un filón electoral. Él sabe que soy un ferviente defensor de la filosofía del Athletic y no puede andar diciendo que voy a traer a zutano o a fulano cuando sabe que no es verdad».
A Lamikiz no le convence esta explicación. A su juicio, «Javier se ha dado cuenta de que ha podido meter la pata y lo que no puede hacer ahora es intentar meterme a mí en este fregado, porque yo tengo muy claro lo que tengo escrito en mi programa. Él es el que tiene que aclarar si se equivocó o si va a cambiar de programa cuatro o cinco veces en un mes», sentenció el también ex directivo con Arrate.

La figura de Clemente
La cuestión de la filosofía del Athletic comparte el telón de fondo de la polémica con la discutida figura de Javier Clemente. El que fue entrenador rojiblanco en dos etapas no dudó en afirmar, al comienzo de la campaña electoral, que él será el mánager general rojiblanco si Fernando Lamikiz accede a la presidencia. Incluso, se ha presentado así en ámbitos privados. Ahora, sin embargo, ha cambiado el signo de sus declaraciones y asegura que no tiene ningún compromiso con el abogado de Busturia, palabras calcadas de las que emplea el propio candidato cuando se refiere a esta cuestión. Lamikiz elogió ayer a Clemente pero volvió a desmentir que ambos tengan un acuerdo. «He hablado con él, pero también con otros muchos profesionales. A Clemente le ha gustado mi proyecto y, me dijo que no le gusta el de Uria, que también le llamó después, a rebufo de mi candidatura», añadió.

Uria, por su parte, no duda de que ese compromiso existe. «Él ha elegido una opción y no tengo nada que decir». «Todos sabemos quién es Clemente y lo que hace Clemente», remarcó el empresario de Zeberio cuando se le interrogó sobre las críticas del ex seleccionador a su programa.


Más noticias